Recibe más natorrantadas en tu correo...

Ingresa tu e-mail:

Delivered by FeedBurner


martes, 23 de diciembre de 2008

Mi xenofobia/agorafobia


Debo confesar que soy -parcialmente- xenofóbico o agorafóbico -aún no estoy seguro del todo- o, mejor dicho, pánico a la gente en las calles.
Y eso se complementa perfectamente -más no armoniosamente- con mi paranoia por la seguridad.

Multitud en la calleDetesto caminar entre tanta gente.
Codearte con gente desconocida, para abrir paso entre la multitud.
Esquivar peatones, caminando de un lado para el otro dentro de la misma vereda.
Las señoras viejas y obesas, y en general, los dueños de la calle que creen que pueden ocupar toda la vereda, y botarte a la pista para que caminen donde les corresponde a ellos y no a ti.
Los que se detienen ocupando media vereda, empezando a pensar en sus dilemas existenciales, mientras el mundo sigue girando y no se detiene con ellos.
Y -los que nunca faltan- los acechadores de lo ajeno (Estos son los peores) :@


Creo que, al caminar por la calle, es el momento del día en que más me estreso.
Tengo que pensar por mis "vecinos" caminantes: Su velocidad, sus paradas repentinas, y ver como no estorben mi camino, ni me hagan parar en seco.
Ver constantemente quienes me rodean, quienes son sospechosos de estar ansiosos de robar, fijarme en el camino (huecos, charcos, goteras, postes), los autos que pasan, y que tan cerca pasan, y otras N variables callejeras adicionales.
Tener ojos por todos y para todos, en la espalda y en los bolsillos también.

Al final, no me queda otra opción que caminar por la pista (siempre teniendo cuidado de cuanto animal al volante hay) para llegar a mi destino.

Y bueno... en épocas de compras masivas tipo navidad y mi cumpleaños, la cosa se pone peor.
El índice de robos aumenta, la super-población de la calle aumenta, el estrés aumenta.

Todavía no le encuentro solución, salvo movilizarme en carro (y las complicaciones que esto adjunta), o volar. Me gusta esa opción... pero todavía no logro controlar eso :)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario